Argentina | jueza | nene | mamá

Un nene, una mamá y dos papás

Una jueza de Orán, provincia de Salta, dictaminó que un niño tenga dos padres reconocidos legalmente: el biológico y el de adopción. Tiene que ver con una particular historia surgida a partir de la muerte de la mamá del nene.

Una jueza de familia de la provincia de Salta ordenó la inscripción de un nene con dos padres y una madre, luego de que la pareja masculina de la mujer pidiera compartir la crianza. La magistrada le escribió una nota al chico explicándole de manera simple la consecución del fallo.

El caso de triple filiación ocurrió en Orán, al norte del país, por una historia de película pero con fuerte contenido de realidad. Una mujer y su pareja decidieron tener un niño. Luego de su nacimiento, como corresponde con el trámite de identidad, el hombre lo anotó con su apellido.

Sin embargo, al tiempo supo que no era el padre de sangre, sino que la mujer había tenido una relación previa. Fue entonces que el papá biológico demando un reconocimiento filiatorio que, con un ADN de por medio, le dio la razón.

Semanas después de conocida la noticia, la mujer falleció. El hombre que se enteró que no era el padre biológico del niño pidió entonces compartir la tutela, ya que había tenido contacto con él desde su nacimiento y alejarlo de esa familia que reconocía, podía resultar perjudicial.

El caso derivó en una audiencia entre ambos hombres y el padre biológico, argumentando que quería lo mejor para su hijo, reconoció la postura y accedió al pedido de compartir la crianza.

"Los 2 hombres acordaron: cuidado compartido, alimentos; residencia principal en el domicilio del "progenitor socioafectivo"; régimen de visita amplio; que el niño mantenga el nombre y apellido de nacimiento y se le adicione el apellido del progenitor biológico", explicó en sus redes el fiscal federal de Córdoba, Maximiliano Hairabedian.

En el fallo, la jueza Ana María Carriquiry citó jurisprudencia y decretó entonces la triple filiación. "El carácter plural de las familias fue afirmado en el caso Atala Riffo vs Chile, 24/2/2012, donde la Corte IDH dejó en claro que la Convención Americana no tiene un concepto cerrado de familia, ni mucho menos se protege solo un modelo "tradicional", argumentó.

La jueza le escribió una carta al niño

Además de dictar el fallo, la magistrada le envió una carta al niño explicándole en un lenguaje llano el por qué de su decisión y citando, además, una frase de la reconocida película Harry Potter.

"Un amor tan poderoso como el que tu madre tuvo por tí es algo que deja marcas. No una cicatriz, ni algún otro signo visible… el haber sido amado tan profundamente, aunque esa persona que nos amó no esté, brinda una protección que dura para siempre", citó la jueza Carriquiry sobre un diálogo entre Albus Dumbledore y Harry Potter.

"Además de tu mamá, tenés dos papás. ¿Cómo puede ser posible esto? También por amor. Los dos te aman por igual y son tus papás. Uno de ellos es tu papá genético, biológico. El otro papá es el que se ocupó de vos durante tus primeros años de vida en forma exclusiva", continuó.

"Lo único que hice fue reconocer el derecho que tenés a tener dos papás que te críen y te cuiden. Porque en definitiva lo único que interesa es multiplicar amor. Espero que seas muy feliz y estés siempre orgulloso de tu mamá y de los papás que la vida te dio", cierra la carta.

Temas

Dejá tu comentario